Qué es una ICO

¿Qué es una ICO?

 

ICO es un acrónimo​​ inglés​​ que significa​​ Initial Coin Offering, es decir, oferta inicial de moneda,​​ que no es lo mismo que​​ el famoso acrónimo español ICO, referido al Instituto de Crédito Oficial.

Esto nos recuerda​​ mucho a las famosas OPV1​​ (Oferta Pública de Venta), que en terminología inglesa serían las IPO (Initial Public Offering)) que,​​ recordemos,​​ es el mecanismo utilizado por las empresas que salen a bolsa y quieren ofrecer sus acciones a los inversores.

En el caso de una ICO lo que se pretende financiar es el nacimiento​​ de​​ una nueva criptomoneda2, al estilo de Bitcoin o Ethereum.

Las criptomonedas se van creando a lo largo del​​ tiempo por un proceso que se denomina "minado3".​​ La creación de una​​ criptomoneda​​ no es una tarea difícil para aquellos que tienen una comprensión de la codificación:​​ primero hacen​​ un diseño de la misma y luego la implementan​​ a través de un software.​​ Sin embargo, la parte más difícil de crear una​​ criptomoneda​​ es lograr su adopción. Sin la adopción,​​ la criptomoneda no vale nada.

Todo el proceso tiene un coste y una forma de financiar el proyecto es una ICO.

Los desarrolladores realizan un pre-minado a puerta cerrada y ofrecen la nueva moneda virtual a cambio de otras monedas que ya circulan, como Bitcoin, y que además son intercambiables​​ por dinero real en circulación.

Al igual que en una OPV se ofrece a los inversores iniciales un “activo financiero” (nueva moneda virtual), pero en vez de realizarlo a través del mercado bursátil siguiendo una regulación muy estricta,​​ en una ICO,​​ se sigue un sistema muy​​ parecido a​​ un crowdfunding, ya que es una comunidad de usuarios quienes financian​​ un proyecto​​ sin que haya intermediarios.

En un principio las ICO se desarrollaron para financiar el despliegue de una criptomoneda,​​ pero​​ actualmente también se utiliza para el lanzamiento de un proyecto basado en “blockchain4​​ que nos va a permitir registrar transacciones económicas dentro de una criptomoneda.

El​​ blockchain​​ nació como tecnología soporte detrás de las criptomonedas, pero hoy en día se puede utilizar para múltiples funciones que necesiten almacenar y modificar datos de una forma rápida y segura, por lo que es de aplicación directa a multitud de modelos de negocio.

En el caso de una ICO para financiar un proyecto​​ Blockchain, tenemos que utilizar una moneda asociada que llamaremos “token5​​ que se utilizará​​ dentro del proyecto​​ para realizar el pago de servicios específicos,​​ y normalmente​​ los tokens​​ vamos a poder canjearlos​​ por otras monedas convencionales o virtuales.

Ambos tipos de​​ ICO​​ (financiar una criptomoneda o un blockchain) son muy parecidos.​​ El objetivo del creador del token es “recaudar dinero6”.​​ La diferencia radica​​ en el destino del​​ mismo: financiar el lanzamiento de una criptomoneda,​​ o financiar​​ el lanzamiento de un proyecto Blockchain.

Principales diferencias de la obtención de financiación a través de una ICO:

  • Los creadores de un token no acuden a ninguna entidad financiera​​ para financiar el proyecto.​​ Y,​​ por lo tanto, si no existe ningún “préstamo” no existirá ninguna de las obligaciones accesorias al mismo.​​ Así​​ pues,​​ no​​ existirá la obligación de devolver el principal a un plazo determinado, y tampoco existirán los intereses devengados por el préstamo.

  • Los creadores de un token no acuden al mercado de valores buscando inversores que participen en la financiación del proyecto, por lo que tampoco existirán “socios” ni ninguna de las obligaciones​​ accesorias a los mismos. No se tendrá que someter a aprobación las decisiones adoptadas, ni se tendrá que retribuir el capital con un dividendo, ni se tendrá que facilitar información económica y legal distinta de la comprometida en la propia ICO.

  • Los inversores en un token van a tener la posibilidad de entrar con cantidades relativamente pequeñas en proyectos tecnológicos con unas posibles rentabilidades muy altas, pero con riesgo asociado muy elevado.

  • Los inversores en un token invierten en una especie de “contrato de cuentas en participación”. Es decir, invierten en el negocio de otro (el creador del token) y participan en los beneficios o pérdidas en​​ una determinada proporción, pero sin intervenir en la gestión del proyecto.

 

Los inversores en un token, aunque no son socios del proyecto participan del “riesgo ventura del mismo”, es decir, pueden perder toda su inversión, y teniendo en cuenta que los proyectos suelen ser de carácter tecnológico,​​ y​​ que el proceso de suscripción no dispone de todas las cautelas existentes en el mercado de valores organizado, nos encontramos ante una​​ operativa muy interesante para la financiación de nuevos proyectos, pero con una volatilidad y un riesgo asociado muy elevado, por lo que los posibles inversores tendrán que analizar detenidamente el proyecto, las personas que integran el equipo creador,​​ y sobre todo, ponderar muy bien la cantidad a invertir.

 

1

​​ Una oferta pública de venta (OPV) es una operación que se realiza a través del mercado bursátil, mediante la cual un ofertante pone a la venta algún activo financiero de una empresa o una sociedad. La oferta pública de venta comprende la oferta pública general (la que se dirige al público en general) y la oferta pública restringida (la que se dirige a determinados grupos restringidos).

2

​​ Son las monedas virtuales que utilizan la criptografía para proteger las transacciones y el control de la creación de nuevas monedas. Las criptomonedas son secuencias de bits cifrados, trasmitidos y almacenados en una red.

3

​​ Consiste básicamente en la actuación de los denominados “mineros” cuando realizan el procesamiento de las transacciones en bloques (resolución de problemas matemáticos usando computadoras muy potentes) para ganarse el derecho de añadir "una nueva página" al libro de contabilidad público de la criptomoneda que se está minando.

4

​​ Una cadena de bloques, también conocida por las siglas BC (del inglés Blockchain) es una base de datos distribuida formada por cadenas de bloques diseñadas para evitar su modificación una vez que un dato ha sido publicado usando un sellado y tiempo confiable y enlazando a un bloque anterior.

5

​​ Un token (en inglés, ficha) es un nuevo término para una unidad de valor emitida por una entidad privada.

6

​​ Un ejemplo exitoso es Ethereum, que antes de lanzarse logró recaudar 18 millones de dólares

CGR ALV

Ángel Luis Vázquez Torres Economista Mediador Civil, Mercantil y Concursal Administrador Concursal Experto contable, financiero y Fiscal Coach

Deja un comentario

cuatro × cuatro =

Menú de cierre

SOLICITAR CONTACTO

css.php